Cultura material en “clausura”: las reliquias del Monasterio de las Descalzas Reales en los siglos XVI y XVII

Esther Jimenez Pablo

Resumo


El monasterio de las Descalzas Reales destacó por albergar a mujeres de la familia real. Fundado en 1559 por la princesa Juana, hermana de Felipe II, profesaron en dicho monasterio personalidades tan destacadas como la emperatriz María -también hermana del rey Prudente-, o la hija de la misma, sor Margarita de la Cruz. Al mismo tiempo que era un lugar visitado por numerosas reinas, princesas e infantas de la Monarquía hispana y de otros reinos. Pero también era un espacio de poder, un palacio femenino, en cuyo interior se albergaba una de las mayores colecciones de reliquias y relicarios como regalos particulares a estas mujeres reales. No había embajador, nuncio o legado que no trajera una cajita con reliquias para las ilustres monjas del monasterio. Por su importancia, su valor simbólico, y también diplomático, y por ser su cuidado una de las actividades principales de este centro religioso, las reliquias del Monasterio de las Descalzas Reales merecen ser estudiadas como objetos de culto, pero también, como regalos en el ámbito de poder.


Palavras-chave


Descalzas Reales, reliquias, relicarios, clarisas, diplomacia

Texto completo:

PDF (Español (España))


DOI: http://dx.doi.org/10.5433/1984-3356.2017v10n20p613

Licença Creative Commons
Esta obra está licenciada sob uma licença Creative Commons Atribuição - Não comercial - Sem derivações 4.0 Internacional.

Antíteses
Londrina/PR - Brasil
ISSN: 1984-3356

antiteses@uel.br

CNPQ PPG-HS DORA OJS